martes, 21 de agosto de 2007


Frase usada a principios de los años 90 cuando comenzaron a salir teléfonos celulares aquí en Venezuela, se podía ver a un tipo encorbatado y comiéndose un perrito con papitas , cebollas y full mostaza y ponía el celular arriba del carrito, como especie de objeto totemico.
Para ese entonces las personas que tenían celular, eran empresarios o corredores de bolsa y "rebajarse" a comer perros calientes era casi una ofensa para los que no tenían celular.
Porque en esa época tener un "bloque" Ericsson o Motorola (como el de la foto) era símbolo de estatus... bueno todavía sigue siendo símbolo de estatus porque hay personas que no ganan lo suficiente ni para comprarse un Razor o un N73 pero de igual manera lo tienen.
Por lo menos a mi me parece absurdo pretender ser un VIP por un celular o pensar que eres más o menos por un simple aparato telefónico, pero eso es harina de otro costal.

2 comentarios:

Edelweiss dijo...

Y pensar que hoy en día no importa cuánto cuesta un celular...si tiene bluetooth, internet, mp3, palm o lo que sea que le inventes. Así cueste 5 millones de bolos hasta el más limpio lo carga fácilmente en ruta (camionetica), autobús, metro o a pie.

Ya superó la necesidad comunicacional,el hecho de tener un celular de moda con todos los juguetes se ha vuelto parte de la cesta básica del venezolano.

Saludos! =)

David Rosas dijo...

Bueno tan cierto es tu comentario que Cantv bajó las tarifas de los prepago y a los de post-pago ni les hizo un cariñito... es decir????